);

Rehabilitación & Fisio

BLOG



06/Dic/2021

La incidencia de la artritis reumatoide en el mundo va del 0.3 al 1.5% de la población, afecta a gente entre 30 y 50 años de edad, y es de dos a tres veces más frecuente en mujeres.

La artritis reumatoide se presenta como una inflamación de las articulaciones que frecuentemente inicia en las manos, se acompaña de sensación de rigidez por las mañanas, disminución de la fuerza muscular, y dolor en las articulaciones. El dolor es el factor determinante más importante que ocasiona discapacidad en la persona.diagram-showing-rheumatoid-arthritis-in-a-hand_1308-549

El tratamiento de la artritis reumatoide involucra alternativas farmacológicas, quirúrgicas y de rehabilitación. El programa de terapia física depende del estado funcional del paciente, edad, tiempo de evolución de la enfermedad y grado de daño al sistema músculo-esquelético. La rehabilitación en todas las etapas de la enfermedad disminuye su progresión y mejora la calidad de vida al disminuir el grado de discapacidad.

La intensidad del ejercicio debe ser controlada de forma constante y debe ajustarse a la actividad de la enfermedad, de esta manera se logra una mejoría sin exacerbar los síntomas propios del padecimiento. Durante las exacerbaciones los ejercicios se deben realizar en hospital o bajo una supervisión estricta del médico de Rehabilitación. Durante la etapa crónica, varias opciones terapéuticas pueden utilizarse, todas dirigidas a la disfunción y a las necesidades individuales de la persona, incluyendo la actividad profesional y actividades de ocio; es extremadamente importante enseñar a la persona cómo comportarse y realizar actividades de la vida diaria de forma segura para limitar las cargas excesivas.

La Rehabilitación debe implementarse tan pronto como sea posible después de que se haga el diagnóstico, con el objetivo de desacelerar el proceso de pérdida de movilidad articular, y reducción de la fuerza muscular, así como el desarrollo de deformidad. Si se encuentra ante este padecimiento, es importante una valoración por parte de su médico especialista en Rehabilitación quien le realizará un programa de terapia física de acuerdo a su condición actual, y establecerá objetivos específicos a corto, mediano y largo plazo en su tratamiento.

 


06/Dic/2021

 Durante las siguientes décadas se estima que habrá un incremento en la población de adultos mayores y que la gente de 80 años o más se incrementará exponencialmente.fractura de cadera

A lo largo de la vida aproximadamente la mitad de las mujeres y un cuarto de los hombres sufrirá alguna fractura por fragilidad ósea, la mayoría secundario a una caída. Los pacientes de más de 60 años se encuentran en mayor riesgo pues tienen tendencia a caerse por situaciones como debilidad muscular, disminución en la visión, toma de medicamentos que ocasionan pérdida de equilibrio o mareo, y diferentes enfermedades asociadas que afectan su capacidad de coordinación. Entre las fracturas más comunes y al mismo tiempo más complicadas se encuentra la fractura de cadera, la cual tiene un alto riesgo de mortalidad y discapacidad residual.

Las fracturas de cadera en pacientes mayores de 60 años representan eventos catastróficos que usualmente llevan a consecuencias dramáticas como problemas en la marcha, limitaciones en las actividades de la vida diaria, y muerte. Las limitaciones físicas y psicológicas posteriores a la fractura, como disminución en la movilidad y disminución en la fuerza de las extremidades inferiores, alteración en el equilibrio, falta de confianza, temor a las caídas, impide que el 40% de los adultos mayores regresen a sus actividades diarias y vivan de forma independiente.fisioterapia_centro_dia_leganes

En estos pacientes la movilización temprana es un factor importante, porque el estado ambulatorio es un factor predictivo para mortalidad a un año después de la cirugía. El restaurar la movilidad es crucial para permitir al adulto mayor desplazarse dentro y fuera de la casa, mantener los niveles recomendados de actividad física, mantener la actividad social, y preservar su autonomía.

Al igual que un tratamiento quirúrgico temprano, las guías recomiendan un programa multidisciplinario de rehabilitación. Este programa empieza desde que se encuentra hospitalizado, durante la recuperación dentro del hospital después de la cirugía, continúa cuando se da de alta y se va a casa. Este programa tiene el potencial de maximizar la recuperación, mejorar la calidad de vida y mantener la independencia.

Los adultos mayores que son parte de un tratamiento multidisciplinario, con un modelo de rehabilitación bien estructurado tienen menos complicaciones, disminuyen su estancia hospitalaria, tienen mejor función, y logran una habilidad para la marcha igual a la previa a la cirugía.


06/Dic/2021

 El pie plano se produce cuando hay un descenso del arco longitudinal medial (parte interna de la planta del pie). Debido a que el arco se encuentra demasiado relajado no se puede mantener, entonces el apoyo cambia a la parte interna de la planta del pie al comprimirse el arco, y el cambio en el apoyo hace que el talón se vaya hacia afuera. Cuando este arco ha descendido o se encuentra totalmente perdido ocasiona una deformidad estructural y funcional; la habilidad para absorber impactos disminuye y el equilibrio se pierde, por lo que disminuye la estabilidad durante la marcha o la carrerapie_plano_01

El ejercicio de la planta del pie puede mejorar la sensación del movimiento y el movimiento en sí para mantener la postura, mientras que el entrenamiento de la sensibilidad de la planta del pie mejora la percepción que tiene el cuerpo del terreno en que se encuentra, es decir si es plano o hay una pendiente, si es regular o hay salientes. Esta retroalimentación se logra activando a los músculos propios del pie como son los que mueven al dedo gordo hacia fuera y lo doblan, y que tienen importancia en el mantenimiento del arco longitudinal interno. Por lo tanto, para ayudar a la formación del arco, y mantener el balance del cuerpo, se realiza un entrenamiento de sensaciones y movimiento, lo cual enviará señales al cerebro que a su vez responderá mejorando la acción de los músculos del pie y reproduciendo movimientos apropiados, de esta manera mejorará la habilidad motora y disminuirá la alteración postural para mantener el balance y la estabilidad del cuerpo.

La importancia de tratar este padecimiento es debido a que la deformación estructural de los pies conlleva a lesiones en el tobillo, problemas en el pie, y en las articulaciones de las piernas, resultando en fatiga temprana y dolor durante el ejercicio como acción compensadora de los músculos intrínsecos y extrínsecos, y ocasionando problemas de estabilidad y equilibrio durante la marcha, por lo tanto es importante su atención incluso si se encuentra en etapa adulta ya que la corrección le ayudará a prevenir problemas futuros o le ayudará a disminuirlos si ya tiene datos de alguno de ellos

El arco en el caso del pie plano flexible es tan elástico que el uso de ortesis y la terapia física pueden lograr que se corrija. Varios estudios han demostrado que el tratamiento conservador y las ortesis para el pie utilizando un soporte de arco longitudinal mejoran la deformación del pie, y son efectivas en la alineación de la pierna y el control del dolor, por lo que mejora la marcha.pie plano vista posterior

Es importante que acuda con su médico especialista en rehabilitación para una valoración completa y le pueda orientar sobre los ejercicios de terapia física que pudieran ser de utilidad en su caso, así como el uso ortesis si fuera necesario.

 


06/Dic/2021

hombro-doloroso-01

El dolor de hombro es la tercer causa más frecuente de alteraciones musculoesqueléticas reportadas dentro de la medicina general, y corresponde al 1% de las reportadas en el adulto mayor. Se estima que entre el 65-70% del dolor de hombro involucra al manguito rotador. En países como Estados Unidos, este padecimiento afecta por lo menos al 10% de la gente de más de 60 años, llegando a 5.7millones de personas

El manguito rotador está compuesto por 4 tendones que forman al hombro: supraespinoso, infraespinoso, redondo menor, y subescapularacromion

 

La lesión del manguito rotador se puede clasificar de acuerdo al mecanismo de lesión: agudo, crónico o una combinación de los dos. Una lesión aguda se define como aquella que involucra un traumatismo, y que aparece típicamente cuando no había habido historia previa de dolor de hombro. La lesión crónica ocurre por degeneración progresiva del tendón, que se desarrolla con el tiempo, y que involucra múltiples factores como sobreuso, falta de riego sanguíneo y otros factores fisiológicos como el consumo de tabaco, la obesidad, el aumento en el índice de masa corporal, niveles altos de colesterol en sangre, variaciones anatómicas (características que se salen de lo habitual), alteraciones biomecánicas por cambios en alguna de sus estructuras que pueden estar relacionadas con lesiones previas. La lesión crónica ocurre más frecuentemente entre la quinta y sexta década de la vida. En otras edades se encuentra en relación a las actividades laborales, recreativas o deportivas, por ejemplo, en trabajadores manuales que realizan actividades arriba de la cabeza y que involucran movimiento específicos y repetidos su incidencia puede llegar a ser del 18%.

Estudios recientes relacionados con la progresión de la lesión tendinosa del manguito rotador y su ruptura, al igual que los resultados del tratamiento quirúrgico y no quirúrgico han dado pie a proponer a la terapia física como alternativa inicial al tratamiento quirúrgico

El ejercicio tiene un efecto benéfico, relacionado con la influencia que tiene sobre la modulación del dolor, otorgando un efecto terapéutico en la estructura dañada, mejora la función muscular de las estructuras deficientes, y disminuir el miedo a la movilización de hombro. Por lo tanto, la terapia física es efectiva para disminuir el dolor, y mejorar la función del hombro.

Por lo tanto, si usted presenta un problema de este tipo es importante acudir a valoración por parte de su médico especialistas en Rehabilitación quien hará el diagnóstico preciso del tipo de lesión y le orientará sobre el pronóstico real de recuperación con terapia física, en ocasiones en combinación con medicamentos orales, para resolver su problema. En caso de requerir tratamiento quirúrgico, la terapia física está comprobado que representa un complemento al tratamiento tanto previo a la cirugía como posterior; cuando esta se lleva a cabo bajo supervisión de su médico, la posibilidad de mejoría es significativa.


06/Dic/2021

images gonartrosisLa osteoartritis es una de las enfermedades degenerativas más comunes. La articulación de la rodilla es la más frecuentemente afectada con una incidencia estimada del 12 al 35% en la población general.

Es una enfermedad de múltiples dimensiones caracterizada por desgaste de la superficie articular, consecuencia de la degradación progresiva de los componentes del cartílago debido al desequilibrio entre su formación y la destrucción de los mismos.

Se caracteriza por deterioro en la superficie articular que se presenta con dolor, inflamación, crepitación (crujido), deformidad, pérdida de músculo, que al final ocasiona pérdida progresiva de la independencia, y disminución en la capacidad funcional.

Los factores de riesgo para este padecimiento se pueden dividir en factores de nivel personal como: edad, sexo, raza, estilo de vida comprendiendo dieta y ejercicio, la presencia de obesidad, y factores genéticos. Por otro lado están los factores a nivel articular que incluyen: lesiones previas (fracturas, esguinces, luxaciones, etc) mala alineación (ligeras desviaciones de rodillas hacia afuera o adentro, pisar de forma incorrecta como el pie plano entre otras cosas), distribución de la carga de forma anormal en la articulacion, u otras enfermedades (como artritis reumatoide) .

La osteoartritis de la rodilla puede empeorar otras condiciones como la obesidad, la osteoporosis, y el riesgo cardiovascular, debido a que los pacientes tienen menor habilidad de usar sus articulaciones, lo cual resulta en debilidad muscular, con una función física reducida ocasionando que la movilidad que se requiere para realizar sus actividades diarias se vea limitada. Por lo tanto favorecer la actividad física es uno de los objetivos durante el tratamiento. Se ha descrito que de los pacientes con osteoartritis, hasta el 49.3% sufren depresión, y tienen menor calidad de vida, esto asociado con la pobre actividad física, que progresivamente empeora, creando un círculo vicioso

Las modalidades de tratamiento está la forma conservadora y la cirugía. Dentro del tratamento conservador tenemos el tratamiento farmacológico y el no farmacológico. Existen diferentes medicamentos que pudieran ayudar con el padecimiento dependiendo del caso. En las opciones no farmacológicas se encuentra el ejercicio y diferentes técnicas de terapia física. Existe evidencia científica que apoya a esta última; ya que de acuerdo a resultados obtenidos, algunas técnicas utilizadas en fisioterapia condicionan formación de tejido de reparación en el sitio de la lesión, y retrasan la progresión en las primeras etapas de la enfermedad. Si el estadío de la oteoartritis es muy avanzado, la cirugia será la mejor opción.

Varios estudios, han demostrado los efectos beneficos del ejercicio en pacientes con osteoartritis, por lo que son el pilar del tratamiento conservador. Diferentes estudios han demostrado que los pacientes con osteoartritis que son físiamente más activos tienen mejor calidad de vida y niveles más bajos de depresión en comparación con sus compañeros con el mismo padecimiento pero que son menos activos, a pesar de tener niveles similares de dolor.

La valoración por parte de su médico especialista en Rehabilitación es muy importante para decidir cuál es la opción terapéutica que más le conviene; si la opción es el tratamiento conservador, le propondrá un programa donde elegirá el medio físico que le otorgará el máximo beneficio, así como un programa de ejercicio adecuado a sus necesidades; también le mencionará si será necesario de acompañar este programa de algún tratamiento farmacológico. En caso de que el tratamiento conservador no sea la mejor opción para usted, le orientará y derivará con traumatología, quien le orientará sobre el tratamiento quirúrgico. En cualquier caso es importante no olvidar las médidas de higiene articular para evitar recidivas del dolor.


06/Dic/2021

  En los últimos años se ha incrementado la obesidad infantil de manera importante, estadísticas muestran un incremento del 11 al 21% de 1990 al 2000 en la población infantil y adolescente. Estos cambios se han relacionado con una disminución en la cantidad de actividad física que realiza esta población, llegando al punto que menos del 50% de los niños y adolescentes realizan el nivel de actividad física recomendado.

imagen2Desde el 2000 el transporte en automóvil hacia la escuela se ha incrementado, por lo que los niños ya no caminan como antes. La participación en deportes escolares ha disminuido en un 14% en los niños y 26% en las niñas entre los 6 y 12 años. La falta de actividad física en los padres también es relevante ya que el 61% de los niños sedentarios tienen padres sedentarios.

La televisión, videojuegos, computadoras, y teléfonos inteligentes también han contribuido. En estudios recientes se ha encontrado que los niños hoy en día pasan hasta 8 horas sin actividad física y sólo tienen 4 horas de actividad física leve.

BENEFICIOS DEL EJERCICIO

La actividad física mejora las habilidades motoras, la composición corporal y aspectos metabólicos; los deportes en equipo mejoran la confianza y el entorno social; los programas al aire libre mejoran el autoestima, motivación y aprendizaje, así como la habilidad para resolver problemas.imagen4

RECOMENDACIONES

La exposición a pantallas en niños menores de 2 años debe evitarse y en niños entre 3-4 años se debe limitar a menos de una hora al día.

Entre los 3 y 5 años deben acumular por lo menos 60 min de actividad física estructurada y juego libre desde 60 min hasta varias horas al día todos los días. No deben de tener más de 60 min de inactividad excepto para dormir y debe deben tener actividades tanto dentro como al aire libre. Las actividades pueden incluir caminatas con miembros de la familiar, carreras, juegos acuáticos, baile, saltos

Entre los 5 y 9 años las guías canadienses no recomienda más de 2 horas al día de tiempo en la pantalla, ya sea televisión, computadoras, videojuegos, o teléfonos inteligentes. Deben acumular más de 60 min de actividad física más allá de las actividades diarias y se debe incluir actividad vigorosa más de 3 días a la semana además de fortalecimiento muscular. Se sugieren actividades como carrera, nado, soccer, tenis, gimnasia, artes marciales, patinaje

Entre 10-12 años hacer énfasis en habilidades avanzadas, y estrategias deportivas. Y Entre 13-17 años se puede optar por el entrenamiento personal o deportes de competición.

imagen3En relación al uso de la tecnología con este fin, se ha sugerido que los videojuegos activos pueden ser una nueva modalidad de actividad física, sin embargo deben considerarse complementarios más no deben remplazar la actividad al aire libre


06/Dic/2021

lumbalgia

La palabra lumbalgia se refiere a un dolor localizado por debajo del margen costal y por encima del límite superior de la región glútea, que puede ser provocado por diversas causas.

Es el problema musculo-esquelético más frecuente que afecta a todos los grupos de edad. Se ha convertido en un problema de salud pública ya que es la causa más frecuente de incapacidad en el mundo. Se calcula que entre el 60 y 90% de la población presentará al menos un episodio de dolor lumbar en el transcurso de su vida

Es ocasionado y favorecido por diferentes factores, y la forma más frecuente de presentación es la inespecífica donde el dolor tiene un origen mecánico, y está en relación a fuerzas excesivas dentro de la columna; tiene un componente postural, y está relacionado con posiciones viciosas; también tiene que ver con el estado funcional, por lo que se verá favorecido por los movimientos inadecuado de la columna, y estará influenciado por la actividad muscular y por lo tanto tendrá relación con sobre esfuerzos.

Existen factores que están relacionados con mayor posibilidad de presentar este padecimiento, dentro de estos se encuentra el sexo femenino, personas con sobrepeso u obesidad, con alteración en la postura, poca fuerza muscular; y está relacionado con factores psicosociales. También es importante mencionar que guarda una estrecha relación con la actividad laboral desempeñada; por lo que existen además los llamados factores de riesgo laborales, dentro de los que encontramos el grado de trabajo físico que se realiza, el permanecer en una postura estática durante gran parte de la jornada laboral, realizar flexiones o torsiones de tronco frecuentes; levantar, empujar o jalar objetos pesados, así como realizar trabajo repetitivo o estar sometido a vibraciones.

La lumbalgia se considera un problema de salud importante porque se puede presentar de forma persistente, episódica o recurrente, con una intensidad y severidad variable, pero que afecta la funcionalidad o las condiciones de vida de la persona, y que puede variar en su tiempo de recuperación.

El dolor lumbar afecta la función muscular, especialmente músculos de la espalda y abdominales. Estos grupos musculares son los encargados de mantener la estabilidad de la columna durante los movimientos. La debilidad de los músculos abdominales ocasiona una basculación anterior de la pelvis, lo cual incrementa la posibilidad de presentar dolor lumbar.

Durante las actividades como levantar objetos, los músculos de la espalda y los abdominales se contraen para proteger a la columna contra las cargas excesivas.

Para el tratamiento de la lumbalgia se cuenta con alternativas farmacológicas, utilizando diversos medicamentos como analgésicos, relajantes musculares, etcétera, mostrando una buena eficacia en la disminución del dolor. En lo que respecta al tratamiento no farmacológico, existen varios estudios que apoyan el uso de la rehabilitación en donde se incluya un programa de ejercicios, enseñanza de higiene de columna, y modificaciones en el estilo de vida, que mejorarán la condición física y psicológica de la persona contribuyendo a la recuperación, ya que cuando no se recibe un tratamiento integral, está descrito que se presentará una recaída a futuro en un alto porcentaje de los casos. En ocasiones se utiliza el tratamiento farmacológico junto con un programa de terapia física, la decisión la tomará su médico especialista en Rehabilitación. Sin importar la modalidad de tratamiento que se elija, el tratamiento de rehabilitación siempre irá encaminado a disminuir el dolor, mejorar la funcionalidad y la calidad de vida favoreciendo la reincorporación a las actividades de la vida diaria, actividades laborales, familiares, recreativas y sociales.


06/Dic/2021

El evento vascular cerebral, comúnmente conocido como embolia, es la causa más importante de discapacidad perma­nente en el adulto, la segunda causa de demencia tras la enferme­dad de Alzheimer, y el motivo más frecuente de hospitalización neurológica.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, constituye la segunda causa de muerte y su aparición se incrementa de forma progresiva con cada década de vida que pasa después de los 55 años de edad. El evento se puede volver a presentar en un 10 a 20% de los casos en los siguientes dos años.

Se trata de un cuadro de inicio súbito, con un déficit neurológico focal, aunque ocasionalmente puede presentarse con progresión gradual.

Las manifestaciones dependen del sitio del cerebro que se afecta aunque frecuentemente son de un solo lado, e incluyen problemas para hablar o entender lo que se dice, problemas para ver, falta de fuerza de una parte del cuerpo y pérdida de la sensibilidad

Existen factores de riesgo para este padecimiento y estos corresponden a todas aquellas características biológicas o hábitos que condicionan mayor probabilidad de presentarlo. Algunos se pueden cambiar (modificables) y otros no(no modificables)

Son factores de riesgo modificables la presión arterial alta, el tabaquismo, la diabetes, el colesterol alto; algunos hábitos dietéticos como el excesivo consumo de sal, grasas, y la deficiencia de vitamina B.

Los factores de riesgo no modificables son la edad (aumenta al doble en cada década de vida a partir de los 55 años), sexo (los hombres tienen mayor riesgo), antecedentes en la familia (da mayor susceptibilidad)

Son factores protectores el consumo de pescado al menos una vez por semana y el consumo de tres o más piezas de fruta al día; así como el ejercicio moderado, durante al menos 30 minutos diarios.

Un elevado porcentaje de personas que sufre un evento vascular cerebral queda con alguna secuela, como por ejemplo falta de movimiento de una parte del cuerpo, problemas de equilibrio, de memoria, en el aprendizaje, problemas para hablar, dolor o alteracio­nes emocionales. Esto ocasionará que entre un 35 y un 45% de las personas se vuelva dependiente en forma parcial o completa para realizar sus actividades de la vida diaria

Aproximadamente el 50% de las personas que tuvieron un EVC, necesitará de rehabilitación por presentan limitaciones físicas que repercutirán en su desempeño diario, tanto en actividades del hogar, trabajo, actividades recreativas y en general en su participación en la sociedad.

Los programas de rehabilitación, siempre dirigidos por el médico especialista en Rehabilitación, se pueden iniciar desde que el paciente se encuentra hospitalizado, con el objetivo de disminuir complicaciones que se pueden presentar por la falta de movimiento. Y una vez que se da de alta se realiza un programa individualizado para tratar de organizar su funcionamiento, y readaptarlo a su ambiente, evitando el sedentarismo, volviendo menos evidente la deficiencia resultante y aprovechando las capacidades residuales; al mismo tiempo que se alienta a una prevención secundaria que es la modificación y tratamiento de aquellas condiciones que provocaron el evento vascular cerebral y que de continuarse incrementarían la posibilidad de presentar uno nuevo.


1-1200x800.jpg
06/Dic/2021

La rehabilitación muchas veces es confundida con la fisioterapia, y aunque la rehabilitación utiliza técnicas físicas en su arsenal terapéutico, también coordina intervenciones de carácter psicológico, emocional, educativo, económico, laboral, social, que la medicina física no puede suministrar.  El trabajo en rehabilitación debe ser multidisciplinario, conformado por un equipo de profesionales especializados en el tratamiento de cada una de las áreas: médicos de otras especialidades, fisioterapeutas,  terapeutas ocupacionales, terapeutas del lenguaje, psicólogos.

Por lo tanto, no se debe utilizarse de manera indistinta un área (en este caso la fisioterapia) que puede o no ser parte del manejo de rehabilitación, con la totalidad del concepto.

El Médico Rehabilitador es el encargado de:

  • Actos médicos, diagnósticos y terapéuticos propios de su especialidad (por lo que hará su respectiva valoración, solicitará estudios de laboratorio y gabinete, además de prescribir tratamiento farmacológico si así lo requiriese).
  • Calificar el tipo de incapacidad y la intensidad de la misma, así como de establecer, coordinar y controlar el programa terapéutico-rehabilitador incluyendo aspectos de terapia física, movilidad, comunicación, y actividades de la vida cotidiana con las disposiciones que se requieren al igual que el suministro de ayudas técnicas, y otros dispositivos, modificandolo en función del momento evolutivo.
  • Conoce el punto máximo al que puede llegar la Rehabilitación, bien por haberse estabilizado la situación del paciente o bien por haber alcanzado los objetivos previstos.

Copyright by Dra. Lizbeth Espinoza 2019. Todos los derechos reservados.